Una receta de Wendoly López para recuperar la libido

Con ese nombre de cuento para niños, Wendoly López sorprende por su capacidad de fantasear y al mismo tiempo comprender y respetar las precisiones de la pastelería. Wendoly tenía siete años cuando fue a un curso de bombonería para reemplazar a su madre, y al poco tiempo vendía chupetas de chocolate y bombones en el colegio. Se hizo grande, estudió ingeniería de sistemas y regresó a la pastelería, en la que ha encontrado un lenguaje propio. Su quesillo de maíz con queso ahumado que tenía a bien preparar en Sibaris, el restaurant de Sumito Estévez y Héctor Romero (Caracas), todavía hace que uno se relama de felicidad. El crujiente de yuca, el bizcocho de aceite de oliva, el coulis de ají dulce y el coulis de cilantro enfrentan el riesgo con elegancia y gallardía para traer a la mesa viejos sabores y convertirlos en una intensa y conmovedora experiencia gastronómica.

La que sigue es una de las recetas de Wendoly López que tejen placer en el libro Los alimentos del deseo, de Maruja Dagnino, para quien las recetas de sus amigos son sus amigas.

Merengada helada de café y Baileys

  • 4 bolas de helado de mantecado
  • 50 mililitros de Baileys
  • 15 mililitros de café expreso
  • 1/4 de cucharadita de canela
  • 1 cucharadita de miel
  • Cubos de hielo
  • Sirope de chocolate para decorar

Colocar los ingredientes en la licuadora y procesar hasta tener una preparación homogénea. Servir en vaso helado y decorar con sirope de chocolate.